ceip la draga / girona

AH asociados
proyecto
Jorge Gambini
equipo
Roberto Erviti, Sebastian Fernandez de Cordoba, Jordi Ciurana 
ingeniería estructural
S4 arquitectes
ingeniería industrial
Gerard Giro
cliente
GISA


centro de Educación Infantil y Primaria 3.600 m2, La Draga, Banyoles, 2004-2006

El CEIP se localiza en una estrecha lengua de tierra entre dos canales de riego, en las proximidades del lago de Banyoles. Un requisito de partida era la conservación de una antigua villa ubicada en uno de los extremos del solar. El edificio se dispone de manera lineal en el extremo norte de la parcela, abriendo un amplio patio de juegos orientado al sur.

Un velo de lamas de aluminio tamiza la luz y difumina la presencia del exterior dentro de las aulas. A pesar de su proximidad al lago, su presencia solo puede ser adivinada por canales de riego y por las los improvisados lavaderos de las casas ubicadas frente al patio del edificio. El edificio renuncia a ofrecer una imagen paternalista, tanto en sus formas como en su colorido.  Su imagen se reduce una textura, de líneas y contrastes, la estructura articula las distintas escalas del edificio.

La estructura se plantea en hormigón prefabricado, lo que naturalmente nos lleva a un importante trabajo de modulación.  Se plantea un modulo material de un metro veinte y un modulo estructural de  7,20  que coincide con el ancho de las aulas.

Se proyectan dos accesos diferenciados en los extremos este y oeste del solar. El primero a través de un porche que une el edificio existente con el nuevo por medio de una galería y el segundo directo desde la calle vinculado a la cancha y el gimnasio. La posición de la casa divide el terreno en dos, un espacio mayor para los niños de primaria, el otro de menor escala y rodeado de arboles para los más pequeños.  En la planta baja se disponen las aulas de infantil, el aula de psicomotricidad, el gimnasio y el vestuario. La fachada norte, al igual que los testeros se resuelven con paneles de hormigón micro lavado. La fachada sur con panel nervado de aluminio gris oscuro y lamas de aluminio color plata.

Las plantas superiores repiten el esquema de la planta baja, con una serie de dependencias menores al norte en la planta primera y con una terraza pergolada en la planta segunda. Las fachadas surgen de trabajar las posibilidades de una viga estándar de hormigón prefabricado en forma de T invertida que nos permite afinar visualmente su canto.

La presencia de la estructura se usa como elemento expresivo. Las líneas horizontales continuas de aluminio, de vigas y las lamas, recorren la fachada en toda su extensión. La estructura se establece como pauta vertical, apareciendo claramente en la planta baja donde define una galería para luego intuirse en las plantas superiores donde se esconde tras las lamas.

En esta vista en escorzo vemos los distintos planos en que se descompone la fachada otorgándole profundidad.  EL orden riguroso de la fachada se propone como telón de fondo de la actividad de los de los niños en el patio. El abstracto hermetismo del edificio no significo un impedimento para que los niños lo hiciesen suyo, lo habitasen y lo llenasen de colorido.

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.